Una historia no contada, es como una palabra no dicha… las historias deben ser narradas cuando el alma aun esta fresca… a veces pienso que mi historia es compleja, pero que podrán pensar los demás?…

De donde vengo, todos tenemos alas y nuestra visión es en blanco y negro. Nosotros vivimos en una dimensión distinta, donde solo existen las esencias y el pensamiento. Dios nos visita a menudo, nos da indicaciones de quienes y cuando debemos visitar… A menudo que estamos en la tierra, los niños pequeños se dan cuenta de nuestra presencia. Ellos son tiernos y nos regalan sonrisas, muchas veces escuchamos sus pensamientos que nos llaman a quedarnos con ellos.

Los seres humanos han olvidado que alguna vez ellos fueron nosotros. Han caído en el juego de los colores y sabores. Nosotros envidiamos tanto eso, que muchos de nuestros hermanos dejaron sus alas y bajaron a ese mundo extraño, donde la crisis moral es un problema de todos los días.

A mi me toco cuidar a los poetas, seres que tienen una sensibilidad divina… Encontré a muchos de ellos deambulando en las letras, algunos llegaron a nosotros en sus sueños y conversaron con nuestros hermanos acerca de la sensibilidad de las almas.

De ellos aprendí que los seres humanos son extraños y complejos. Por ejemplo el amor, un sentimiento tan puro y hermoso, se convierte en un arma que asesina con los celos… Nosotros no entendemos de celos, amamos a todos y cada uno de nuestros hermanos y ustedes mis queridos humanos….

Como puede convertirse el amor en algo enfermizo? Como pueden existir esos que dicen amar y golpean a sus parejas por celos?

Que pasa en el mundo hoy? Es solo el amor el que transforma las sociedades en espacios ideales para vivir y desplazarse libremente. Sin amor, nuestra vida esta vacía…

Hoy he decidido cambiar el mundo y voy colgando mis alas para llegar a ustedes de una manera mas directa… espero poder cambiarlos y que algún día su mundo sea un espacio de paz y amor…

2 de octubre 1869