A los desaparecidos en el mundo

He de estar para ti
en momentos oscuros
como hoy
con ojos vendados

Pensado tanto en ti
mientras las puertas suenan
dejando escapar los gritos
suplicando un poco de vida

Escucho los pasos del verdugo
mientras mi alma tiembla
no por mi
sino por ustedes que están afuera

Con la sangre en el cuerpo
sello mis labios
para no entregar mas almas
dentro de este suplicio

Aun no entiendo este pesar
conociendo solo las voces
de aquellos como yo
raptados en la oscuridad

Siento hombres y mujeres a mi lado
pero los dioses no están con nosotros
mientras balas suenan
seguidas por caídas de cuerpos

Pienso en mi madre
en el dolor
esperando que me encuentre
no entiendo donde estoy

Mujeres gritan sus nombres
y no logro reconocerlas
imploran a un dios que no conozco
mientras una mano golpea mi rostro

Un hombre me grita
mientras arrastra mi cuerpo
bajo la impotencia
de no poder detenerlo

Por primera vez pienso en la muerte
ante los gritos de los captores
jugando con sus armas en mi cuerpo
riéndose de mi temor

Solo un pensamiento en mi mente
el querer que todo acabe
el entender que paso
el poder abrazarte una vez mas

Dios no existe