Las palabras del orgasmo
envuelven el tiempo vacío
como velas en desierto
ahogando las fantasías

Es sublime el silencio
gritando miel a la pasión
disfrutando las dulzuras
humedades de las almas

Acariciamos desnudez
en sonrisas tan cómplices
como humedad de cuerpo
asfixiando dulce pasión