Como mencioné en notas anteriores,  la década del ´90 no fue el período más feliz que existió en lo referido a producciones cinematográficas y televisivas basadas en cómics de superhéroes.

En los últimos meses estuve repasando los grandes desastres que hicieron Marvel y DC con sus personajes en aquellos años donde los héroes de historieta no se tomaban demasiado en serio.

En el dia de hoy quiero recordar una importante excepción que surgió en 1990 y tuvo como protagonista a Flash.

La serie desarollada por Warner Bros fue una de las más logradas producciones relacionadas con héroes de DC que se realizaron en las últimas décadas.

No en vano  llegó a ser nominada al premio Emmy, el galardón más importante que ortorga la industria de la televisión en Estados Unidos.

El motivo principal por el que  este programa no cayó en la mediocridad artístistica que tuvieron otros proyectos de DC se debió a  que los productores Danny Bilson y Paul DeMeo se tomaron en serio a Flash y amaban al personaje.

Lo que hicieron basicamente  fue llevar a la tele a este superhéroe con el mismo enfoque que Tim Burton había utilizado en la película de Batman.

Detrás de cada episodio había un tremendo laburo de efectos especiales, maquillaje y fotografía que estuvieron orientados en darle a la serie una fuerte estética de cómic.

Insisto, este cuidado en la imagen en esta clase de proyectos no era comunes por aquella época.

John Wesley Shipp fue el protagonista, quien brindó una muy buena interpretación del famoso  Barry Allen a lo largo del show.

La productora de Stan Winston, el creador de Terminator, entre otros grandes íconos del cine de ciencia ficción, estuvo a cargo del traje de Flash que fue soberbio, ya que  conservaba el mismo look de los cómics y no lo hacía ver al actor ridículo.

Mark Hamill (Luke Skywalker de Star Wars)  brindó también un muy buen laburo como The Trickster, uno de los villanos clásicos del superhéroe, que se destacó en un par de episodios.

A raíz de la buena repercusión que tuvo el trabajo de Hamill, tiempo después  Warner convocó al actor para que interpretara  al Guasón en la serie animada de Batman, de Bruce Timm.

Vale destacar también que la música estuvo a cargo de Danny Elfman, quien creó muy buenos climas con la banda sonora.

La serie de Flash tenía una producción cinematográfica, con un cuidado muy importante de la imagen  que en los años ´90 no era común de ver en la televisión.

La paradoja es que eventualmente fueron  estos logros lo que generaron  el fatal destino del programa que sólo llegó a durar una temporada.

El problema fue que los episodios de la serie eran carísimos de producir y el rating no acompañó al show.

Pese a tener excelentes críticas de los medios y el público,  la serie en los Estados Unidos competía en el horario prime time de los jueves con El Show de Bill Cosby y Los Simpsons que se repartían  la audiencia televisiva de ese día en 1990.

A Flash luego lo empezaron emitir los sábados y su suerte no mejoró ya que los capítulos eran constantemente interrumpidos por los noticieros que informaban sobre la inminente Guerra del Golfo que amenazaba con estallar en Irak.

Había demasiada guita puesta en el progama para que la serie fuera emitida de esa manera y tras el episodio 22 el programa llegó su fin.

Una pena porque realmente era muy bueno.

En Argentina primero se conoció en el video club cuando AVH editó los primeros dos episodios como una película ( que fue  como se presentó el piloto en los Estados Unidos)  y resultó un golazo en los alquileres.

El éxito del primer vhs logró que con el tiempo llegaran el resto de los episodios.

Después también se emitió por la televisión y la verdad que no recuerdo cúal fue el canal que pasó el programa. Crero que había sido canal 13, pero no estoy demasiado seguro.

Los productores de las serie  hace poco escribieron la miniserie The Flash: Fatest Man Alive, un cómic protagonizado por Bart Allen, el nieto de Barry, que fue publicado  por DC cómics en el 2007.

En 1993 Warner y DC regresaron a la tele con Lois y Clark: las nuevas aventuras de Superman que revisitó la historia del Hombre de Acero desde el género de la comedia romántica.

Esa  serie  también la ubico entre las mejores produciones de superhéroes de los ´90. Al menos para mí,  Teri Hatcher fue  la mejor Lois Lane interpretada por una actriz.

Volviendo a Flash,   en el 2006,  la primera y única temporada fue editada en dvd,  en zona 1, en un pack que reúne los 22 episodios, lamentablmente sin material extra.  Ahí estuvo flojo Warner ya que algo podrían haber hecho.

Si no la conocen y les gusta el personaje recomiendo que la busquen porque fue una gran serie que vale la pena descubrir.

Acá tienen  una muy buena escena del piloto donde se puede ver el trabajo fabuloso que hacían con los efectos especiales.


Fuente: http://www.hugozapata.com.ar

Deja un comentario